Una familia en la calle, un barrio movilizado

... a pesar de que la afectada había saldado la deuda de 1.300 euros que debía al Ivima y abonado otros tres meses por adelantado, la orden de desahucio no se podía detener una vez dictada. Sólo la movilización popular logró frenarla, al igual que otra cincuentena de desahucios en las últimas semanas.

etiquetas: 15m, pueblo, espe

votes

» noticia original

Esta entrada fue publicada en 15m, espe, política, pueblo. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>