15-M, ¿y ahora qué?

El 15-M no es sólo historia. Es ante todo futuro. Representa la concepción de la política como íntimamente conectada a lo político, a la vivencia, a la autenticidad, a las necesidades básicas de todo tipo (incluyendo afectividades y sustentabilidad ambiental). Tiene sus pros y sus contras, ya que proviene de una cultura "agregativa", frágil y demasiado flexible para cohesionarse en torno a proyectos críticos y estables. Aun así, su huella servirá para dejar atrás la llamada transición de las élites, la del advenimiento de una "democracia"...

etiquetas: 15m, análisis, ángel calle collado

votes

» noticia original

Esta entrada fue publicada en 15m, analisis, ángel calle collado, sociedad. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>